Skip to content

📞 Atención al cliente: 954 73 50 39

0
Your cart is empty. Go to Shop

📞 AT. AL CLIENTE 954 73 50 39

0
Your cart is empty. Go to Shop

La grasa del jamón ibérico: ¿buena o mala?

La grasa del jamón ibérico 

La mayoría de los consumidores tiene dudas sobre la grasa del jamón ibérico, y esto hace que no lo incluyan en su dieta diaria. Sin saberlo, se están quitando la posibilidad de disfrutar uno de los mejores sabores en jamón y desaprovechando los aportes nutricionales que ofrece.

Para que no seas parte de ese número de personas, en este post te contamos los diferentes tipos de grasas que incluye el jamón ibérico. ¿Nos acompañas?

¿Qué es la grasa del jamón ibérico?

La grasa del jamón ibérico es lo que permite darle ese sabor, textura y aroma tan particular y diferenciador de otros productos. Así que quitársela, sería un gran error.

Propiedades de la grasa del jamón ibérico

Algunas de las propiedades más importantes de la grasa del jamón ibérico son:

  • 55 a 60% de ácido oleico. Gracias a esta propiedad, los valores del colesterol bueno (HDL) pueden ser aumentadas y reducir el colesterol malo (LDL).
  • Tocoferoles y grasas monoinsaturadas. Se trata de compuestos que aportan vitamina E y que al mismo tiempo se comportan como antioxidantes liposolubles.
  • Gran aporte de minerales como hierro, potasio, calcio y fósforo, los cuales son muy beneficiosos para el correcto funcionamiento del cerebro.

Todas ellas vienen incluidas en todas las porciones de jamón ibérico.

Tipos de grasas del jamón ibérico

la grasa del jamón ibérico

Tal como ocurre con otros productos, el jamón ibérico cuenta con diferentes tipos de grasas. Ellos son:

  • La grasa del exterior

Es fácil de reconocer ya que tiene un color amarillo y siempre se encuentra rodeando al jamón. Es importante mencionar que este tipo de grasa proviene de la cobertura o depósito de la pata, y por lo tanto si puede eliminarse.

Ahora bien, para saber si un jamón ibérico es de alta calidad, este tipo de grasa debe venir en una proporción pequeña.

  • La grasa intermuscular

Corresponde al tipo de grasa que se encuentra entre un grupo muscular y el otro.

  • La grasa intramuscular

Es la más importante de todos los tipos de grasas, ya que es la que le da la textura y color rosáceo al jamón ibérico. En otras palabras, es la que logra aportarle jugosidad y sabor a la carne. Puede verse dentro del propio músculo.

Por lo tanto, si una lonja de jamón ibérico incluye una gran porción de grasa intramuscular, eso quiere decir que vamos a poder apreciar su auténtico sabor.

¿Quiénes pueden comer jamón ibérico?

El jamón ibérico no tiene ningún tipo de restricción para ser consumido. De hecho, las personas con intolerancia al gluten o la lactosa también pueden comerlo. Nuestros jamones ibéricos están libres de gluten y lactosa.

Además que durante el proceso de curación, procesamiento y envío, no mantienen contacto con ningún otro alimento con gluten. De esta manera, es un alimento 100% seguro para los celíacos.

¿Cómo aprovechar la grasa del jamón ibérico?

La mejor forma de aprovechar el sabor original del jamón ibérico es en las diferentes preparaciones. Sin embargo, una de las más populares es en la paleta ibérica. Un producto muy delicioso donde se puede apreciar a la perfección la grasa del jamón ibérico.

Disfruta de la grasa del jamón ibérico con Jamones Caballero

Si quieres descubrir el auténtico sabor ibérico, no dudes en hacer tu pedido online en Jamones Caballero. Ofrecemos la mejor variedad y calidad de jamones ibérico de bellota, los cuales son producidos desde nuestras instalaciones.

Con más de 60 años en el mercado, te podemos garantizar calidad y garantía en todos nuestros jamones y embutidos ibéricos. Nuestros clientes satisfechos son la mejor carta de presentación para los que realizan su primera compra.

Y lo mejor de todo es que con sólo unirte a nuestra newsletter puedes obtener hasta un 3% de descuento en tu próxima compra.

¡Descubre el auténtico sabor ibérico!

la grasa del jamón ibérico

×